Translate

miércoles, 11 de septiembre de 2013

En ésta ocasión, nuestro estimado Xabi nos ha preguntado que para qué sirve el Patrimonio Cultural... obviamente, es una pregunta de reflexión y de debate, puesto que, como se puede comprobar al lanzar esta pregunta, hay muchos puntos de vista diferentes.

Mi modesta opinión es que básicamente, el Patrimonio Cultural es como la Historia, si no se tiene, se olvida, y si se olvida, vivimos en una continua ignorancia. Es decir...que gracias a la conservación o restauración o recuperación o mantenimiento, etc., podemos saber, conocer, entender, algo más de nosotros mismos.
Lástima que España no ha sido un país caracterizado por la preservación de los espacios culturales, ni por ser un país vanguardista en educación cívica ni cultural, pero bueno, de lo que trato en este apartado es intentar responder preguntas, con ayuda de aquellos que quieran participar.

El Patrimonio Cultural es muy importante, por lo antes mencionado y porque nos permite conocer nuestra Historia y nuestra identidad, o, aquella a donde vayamos. Si no se preservara la cultura, la arquitectura, la tradición, etc, de un lugar, carecería de sentido y por supuesto, de atractivo.
Ese es otro punto a tratar... ¿el patrimonio cultural es con fines lucrativos? ¿es una forma de hacer negocios? ¿ha de ser ese, su objeto final?... Obviamente no, pero no quiere decir que no sea así.
Cuando un Estado invierte un dinero importante en recuperar un documento histórico, se supone que es una recuperación de la  memoria colectiva, sin ánimo de lucro, por tanto, a fondo perdido... ¿?. Pero, la realidad es que el Estado se gasta un dinero considerable, (cuando lo invierte) y pretende que sea un punto de apoyo para el turismo en ese lugar (llámese Altamira, Mérida, Sevilla, Granada, Cueva de Gáldar aquí en Gran Canaria, etc).
Cierto es que el atractivo turístico ayuda a engrosar, no solo las arcas de las entidades gubernamentales, sino también engrosa el conocimiento y el reconocimiento de aquellos que participan en su conservación. Ayuda a conocer mejor nuestros orígenes, ayudan a entender cómo hemos llegado aquí y por qué razón de "esa forma" (por ejemplo, vestimentas, canciones, o fiestas nacionales, etc).

Casi se nos agota el tiempo en clase por una sola imagen que nuestro profesor Velasco sacó a la luz... una corrida de toros. Tema candente aun en la España del siglo XXI, pero es así. Es por eso que me hace replantearme ese patrimonio cultural.
Una de tantas definiciones de Patrimonio Cultural es : "El Patrimonio Cultural es el conjunto de bienes muebles, inmuebles e inmateriales que hemos heredado del pasado y que hemos decidido que merece la pena proteger como parte de nuestra seña de identidad social e histórica". Correcto, estoy de acuerdo con ella, pero quiero resaltar lo que está en negrita.
Ese "hemos" no sé si se refiere a la sociedad que adopta la seña de identidad o solo a unos pocos cualificados técnicos, por supuesto, que, junto con el gobierno de turno, ha decidido conservar o no, ciertos valores con respecto al patrimonio. Me explico:
Con el tema de los toros. Está claro que en diferentes comunidades autónomas, se han suprimido e incluso prohibido las corridas de toros, por tanto, tengo que pensar que esa parte considerable, de la población, no acepta como "seña de identidad social" las corridas de toros. Unos atacan diciendo que son moralistas o verdes, defensores de los animales... puede ser. Pero moralista también es, entonces, que no se sigan celebrando luchas entre gladiadores en el que uno de los reos ha de morir para que el otro salga libre. ¿Por qué en Roma no salen cada dos o tres meses, unos cuantos gladiadores (reos) al Coliseo para luchar por sus vidas o por sus libertades? Eso es patrimonio cultural... sin embargo, es impensable que en la sociedad actual, donde presumimos que somos civilizados y hemos "progresado" (entre tanto, los derechos humanos, y un largo etc. , nos impediría la práctica de gladiadores), se puedan dar esa clase de juegos como válidos por ser "heredados". Por esa regla de tres, entiendo, que tiene lugar la discusión de la muerte innecesaria de los animales en corridas de toros, por ser inmoral para muchas personas.
También hay que destacar, que al contrario de otras costumbres españolas, los toros mantiene a la sociedad del país dividida, por tanto, hay una gran parte de los habitantes y ciudadanos españoles que no se sienten identificados con esa práctica heredada.
Me quedo con las palabras de un antropólogo uruguayo que casualmente hoy conocí en un documental sobre los cerritos de los indios en Uruguay, dijo que "la sociedad tiene que retocar el concepto de pasado y de patrimonio", considero que simplemente es porque progresamos y nuestras prioridades o nuestros conceptos sobre lo anterior, cambian y dejan de adaptarse a la idea por la que fue creada.
¿La sociedad está capacitada para decidir qué o qué no pertenece a nuestro patrimonio como para deshacerse o preservarlo?... Desde mi modesto entender, no lo creo. A ver. La ciudadanía no versada en estudios de arte, no puede valorar si una pieza puede ser conservada o no ni por qué. Tampoco lo están para un patrimonio arquitectónico, ni arqueológico, en resumidas cuentas... los bienes muebles o inmuebles requieren un nivel de conocimientos que no es accesible a toda la población, obviamente. Sin embargo, en el patrimonio cultural tradicional, puede ser que la población sea quien tenga la última palabra. Se puede conservar? sí, si nos molestamos en buscar documentos para la posteridad, pero si no lo hacemos y la sociedad pierde el interés por que permanezca vivo, dejará de ser patrimonio, puesto que, a mi entender, se renuncia a la "herencia" con todas las consecuencias. Una fiesta se pierde si ya nadie la quiere celebrar, una canción se pierde desde que se deja de cantar, lo que cae en el olvido y por mucho que se intente rescatar, nadie apuesta por ello, debe dejarse morir... desafortunadamente.
El debate es tan largo como los ejemplos que se pueden ofrecer para la discusión. Francamente, es muy interesante el tema del Patrimonio y el concepto que tenemos de él. Apreciamos el trabajo de aquellos que intentan preservar "algo" de nuestro pasado, algo que no dañe memoria alguna, algo que no dañe al colectivo cuando se muestre. Realmente no sabemos quienes están detrás de las decisiones que se toman en el cuerpo técnico a lo que se enfrentan ante una situación difícil, cuando la mitad sube el pulgar y la otra mitad lo baja.
Ciertamente, tienes razón Xabi, es muy difícil estar en posesión de la decisión correcta y no me gustaría estar en ese lugar, porque como dices, siempre hay una visión subjetiva, sujeta a ideologías, presiones mediáticas, creencias profesionales... en fin. ¿Para qué sirve pues el Patrimonio Cultural?